¿Quien es el anestesiólogo?
Es un doctor en medicina que realizó una subespecialidad en anestesiología.
Su papel en el quirófano no solo es administrar medicamentos anestésicos, sino mantener los
signos vitales del paciente en parámetros óptimos, tomar decisiones pertinentes para reducir y
evitar los riesgos que conlleva el acto quirúrgico y garantizar una evolución post-quirúrgica lo
más fisiológicamente posible, para protegerte.

¿Que es la anestesiología?
La anestesiología es la especialidad médica dedicada a la atención y cuidados especiales de
los pacientes durante las intervenciones quirúrgicas u otros procesos que puedan resultar
molestos o dolorosos Así mismo, tiene a su cargo el tratamiento del dolor agudo o crónico de
causa extra quirúrgica. Etimológicamente proviene del griego ávaɭσθդσẛa (anaiothesia)
compuesto del prefijo “av” (an) privativo (sin) y de “ὰɭσθὰσѵєσθaɭ” que quiere decir sentir es
decir que priva la sensibilidad al dolor.

Tipos de anestesia
La anestesia se administran por vía a tres técnicas principales: local, regional y general; todas ellas
afectan el sistema nervioso de algún modo y se pueden administrar a través de varios métodos y
diferentes medicamentos.

Anestesia local: Un medicamento anestésico (que se puede aplicar como una inyección, un
aerosol o un ungüento) adormece solo una pequeña zona específica del cuerpo (por ejemplo, un
pie, una mano o un área de la piel). Con anestesia local, la persona está despierta o sedada,
dependiendo de lo que se necesite. La anestesia local dura poco tiempo y suele usarse para
procedimientos menores en pacientes ambulatorios (pacientes que llegan para someterse a una
cirugía menor y se pueden ir a sus hogares el mismo día).

Anestesia regional: La anestesia regional es un procedimiento anestésico usado en cirugías
más simples, donde el paciente puede permanecer despierto. Este tipo de anestesia bloquea el
dolor en solamente una determinada región del cuerpo El medicamento anestésico se inyecta
cerca de un grupo de nervios y adormece una extensa área del cuerpo, por lo general se utiliza
en cirugías de la parte abdominal y miembros inferiores; las tipos de anestesia regional más
comunes son el Bloqueo Raquídeo o Subaracnoideo y el Peridural
Bloqueo Subaracnoideo: Para realizar la anestesia raquídea, se introduce una aguja de
pequeño calibre en la espalda para alcanzar el espacio subaracnoideo, dentro de la columna
vertebral. En seguida, se inyecta un anestésico en el líquido cefalorraquídeo, produciendo
relajación muscular y adormecimiento temporal. . El paciente puede permanecer despierto
durante el procedimiento también puede ser sedado a preferencia de este y del anestesiólogo.
Bloqueo Peridural: Para realizar la anestesia peridural, se introduce una aguja de mayor calibre
que la del subaracnoideo, se deposita el anestésico en el espacio epidural generalmente se
coloca un catéter epidural y por vía de este se pueden depositar diferentes dosis de anestésicos
y analgésicos.
También existen Bloqueos de plexos periféricos, donde se bañan fibras nerviosas externas
para adormecer una zona más amplia que con la anestesia local y menos fibras que en las otras
dos técnicas regionales, por ejemplo: Bloqueo de plexos Braquial o axilar para cirugías de
miembros superiores. Suele aplicarse una inyección de anestésico local oh se puede administrar
mediante la colocación de un catéter en la zona donde se encuentran ubicados los nervios que
dan sensibilidad a esa parte del cuerpo.
Dependiendo de las dosis de medicación utilizadas y el tipo de procedimiento quirúrgico hoy en
día también se usan estas técnicas anestésicas para pacientes ambulatorios con bajo riesgos.

Anestesia general: En anestesia general, el paciente está inconsciente, incapaz de moverse y,
generalmente, intubado y conectado a un respirador artificial. Una de las razones del paciente no
sentir es porque él estar profundamente sedado, El objetivo es dejar a la persona completamente
inconsciente (o "dormida") y mantenerla en este estado durante la operación, sin conciencia ni
recuerdo de la intervención quirúrgica.
Anestesia general balanceada: Técnica anestésica que consiste en la utilización de una
combinación de agentes intravenosos e inhalatorios para la inducción y el mantenimiento de la
anestesia general. Es una de las técnicas anestésicas más frecuentemente utilizadas en la
práctica clínica habitual. Se denomina anestesia balanceada porque cada compuesto intravenoso
se utiliza para un fin concreto, como la analgesia, la inconsciencia-amnesia, la relajación muscular o el bloqueo de reflejos autonómicos. Esta técnica es la de uso mas frecuente en la anestesia
general.
Anestesia general Inhalatoria: La anestesia inhalatoria es la técnica que utiliza como agente
principal para el mantenimiento de la anestesia un gas anestésico, que puede incluso ser utilizado
como agente inductor. Las propiedades farmacocinéticas de los anestésicos inhalatorios,
caracterizadas por una captación y eliminación rápidas, permiten un control fácil del plano
anestésico.
Anestesia total intravenosa (TIVA): es una técnica de anestesia general que usa una
combinación de fármacos administrados exclusivamente por vía intravenosa sin usar fármacos
por vía inhalatoria.
Hay el mito de que la anestesia general es un procedimiento anestésico peligroso. No es verdad.
En la actualidad, la anestesia general es un procedimiento muy seguro. En la mayoría de los
casos, cuando el paciente es sometido a una cirugía extensa y  presenta complicaciones, la razón
no es la anestesia general. Las complicaciones son generalmente derivadas de enfermedades
graves que el paciente ya tenía, como problemas cardiacos, renales, hepáticos o pulmonares en
etapa avanzada, o por complicaciones de la propia cirugía, como hemorragias o
lesiones/insuficiencia de órganos vitales.

Importancia del ayuno
El ayuno pre-operatorio fue instaurado como medida preventiva a una de las complicaciones más
temidas de los procedimientos anestésicos, la Bronco-aspiración de contenido gástrico a las vías
aéreas inferiores (bronquios y pulmones).
La regurgitación y aspiración del contenido gástrico durante anestesia es una complicación
catastrófica y de alta mortalidad que se debe prevenir al máximo. El ayuno preoperatorio adecuado
disminuye el volumen gástrico evitando el retorno de su contenido durante la inducción anestésica.
Estudios actuales demuestran que el ayuno prolongado no significa un estómago vacío, sino que
éste se encuentra ocupado por un alto contenido de ácido. Puede provocar alteraciones metabólicas,
hidroelectrolíticas y una importante sensación de malestar en el paciente. La de privación de líquidos
previo a una cirugía facilita la presencia de hipotensión durante la inducción, deshidratación,
hipoglucemia y una intensa sensación de sed y hambre que inducen a la irritabilidad, especialmente
en adultos mayores y niños.
Desde el 2011, luego de un exhaustivo análisis de la evidencia científica, la Sociedad Europea de
Anestesiología desarrolla las guías de ayuno preoperatorio. Sin embargo, a pesar de ser aceptadas
mundialmente y de los beneficios que representan para los pacientes, aún en la actualidad no existe
un apego en su totalidad.
La recomendación de los tiempos de ayuno en estas guías esta descrito de la siguiente manera:
Líquidos claros: La ingesta de líquidos claros  hasta 2 horas antes de la cirugía mejora el bienestar
del paciente, reduce la sed, la sensación de boca seca y ansiedad debido a un efecto psicológico y
por último, facilita la absorción de  la premedicación.

Recomendaciones para leche materna: La leche materna puede ser ingerida hasta 4 h antes de
los procedimientos electivos que requieren anestesia general, anestesia.
Recomendaciones para  Leche no humana – Fórmulas infantiles – Comida ligera para niños y
adultos sanos: La fórmula para lactantes, leche no humana y la ingesta de una comida ligera puede
ser ingerida hasta 6 h antes de los procedimientos electivos que requieren anestesia.
Sólidos – Comida completa: El tiempo de ayuno para la ingesta de una comida que incluye
alimentos fritos, grasos o carne deberá ser de un mínimo de 8 horas antes de los procedimientos
electivos que requieren anestesia.
En los pacientes con:
-Alteraciones gastrointestinales tales como hernia hiatal, reflujo gastroesofágico.
-Patologías que alteran el vaciamiento gástrico (gastroparesia diabética)
-Pacientes obesos
-Pacientes embarazadas.
-Consumidores de ciertas drogas que enlentecen el vaciamiento gástrico

Recomendamos a todo paciente seguir las intrusiones específicas dadas por el equipo quirúrgico-
anestésico que tratara su caso en particular. Estos datos son compartidos como conocimientos
generales para orientación al paciente de las recomendaciones PERI-OPERATORIAS ante el acto
anestésico.

Visítanos @sdaredes